La NASA se asocia con empresas blockchain

La NASA, la agencia espacial gubernamental de Estados Unidos, se asoció con la startup de computación Lonestar y la Isla de Man para llevar a cabo la innovadora misión lunar conocida como Artemis 3. Esta misión, programada para 2025, se destaca por su utilización de la tecnología blockchain para autenticar de manera incontestable el alunizaje humano. El objetivo principal de Artemis 3 es desacreditar las teorías de conspiración que rodearon a las misiones lunares previas.

En febrero de 2024, la NASA y sus colaboradores planean enviar una carga útil a la Luna que incluirá «cubos de datos». Éstos contendrán información que será verificada en la Tierra mediante blockchain. Esta colaboración estratégica aprovecha las propiedades de inmutabilidad y verificación para confirmar la autenticidad de la próxima misión tripulada a la Luna.

Antes de Artemis 3, se ha programado la Artemis 2 para noviembre de 2024. En ésta, cuatro astronautas viajarán a la Luna en una nave que orbitará alrededor de ella antes de regresar a la Tierra. Aunque no se llevará a cabo un descenso en la superficie lunar, será crucial como forma de ensayo final antes del alunizaje planeado en la Artemis 3.

Desarrollo de Sistemas de Almacenamiento Lunar

Además de la autenticación blockchain, el proyecto también implica el desarrollo de sistemas de almacenamiento lunar a largo plazo. Lonestar y la Isla de Man están colaborando en la creación de sistemas de almacenamiento que funcionarán con energía solar y no requerirán infraestructura adicional para su implementación.

Registro Lunar y Futuro de la Blockchain

Un aspecto intrigante de este proyecto es la creación de sellos digitales, o «digital franking», que se almacenarán en los cubos de datos en la Luna. Estos datos serán verificados mediante blockchain en la Tierra para asegurar que estén completos e intactos. La blockchain también podría ser utilizada por futuros astronautas que aterricen en la Luna, proporcionando un registro incuestionable de sus interacciones y desmintiendo cualquier teoría de conspiración relacionada con los alunizajes anteriores. Aunque no puede eliminar estas teorías, servirá como una herramienta valiosa para la verificación de eventos en la Luna.